¿Cómo hacer que tu bebé duerma bien y tú también?

Recuerdan chicas, ¿cómo era su vida antes de ser mamis? Trabajábamos durante la semana, y el fin de semana lo dedicábamos a la familia, las amigas, las salidas nocturnas o las escapaditas fuera de Lima, los fines de semana largos con la pareja.

Escuchábamos sin prestar mucha atención, cuando nos decían nuestras madres “aprovecha en dormir todo lo que puedas, que cuando tengas hijos, no sabrás lo que es dormir”. Y pensábamos “¡Ayy, qué exagerada!, a mí no me pasará eso”. Hasta que nos pasa.

Ahora que soy mamá, consulté con mi pediatra y me indicó que hasta los 6 meses de vida de nuestros bebés, los hábitos u horarios de sueño aún son inestables ya que, en promedio, se despiertan cada 2 horas para lactar o tomar su leche (dependiendo de lo que hayas decidido qué es lo mejor para tu bebé). Así que nos toca estar ahí, al pie del cañón cada 2 – 3 horas.

Luego de los 6 meses, la situación se va estabilizando y aquí comienza nuestra chamba de super mamás organizadas que somos; así que debemos de crear una rutina para nuestros bebés. Y es que eso es lo primordial; si logramos que nuestros bebés tengan para cada rutina, un horario para todo; sólo así tendremos casi la batalla ganada.

Es importante que nuestros bebés aprendan y entiendan, porque ellos entienden desde que están en nuestras pancitas; saben que hay un momento de despertar, de comer, de tomar su siesta, de jugar y de dormir. Como en la vida, hay un momento para todo.
Aquí les dejo los 6 principios fundamentales que a mí me han ayudado mucho para que mi bebé sea un bebé con un sueño sano; y yo una mamá que también descansa.

1. Tenemos que acostarlos temprano, hay que estar atentas a las señales mamis. Si nuestro bebé, se rasca los ojitos, se jala las orejitas o se toca la naricita; es porque tiene sueño. Desde esas señales tienes 30 minutos para bañarlo, darle su leche, arrullar y colocar en su cuna. Es importante de durante este proceso que no se quede dormido, que cuando llegue a su cuna aún siga medio despierto; para que aprenda que su cuna es su lugar de descanso.

2. Evitemos el sobre cansancio, un bebé sobre cansando es un bebé estresado, y a un bebé estresado le va a costar mucho dormirse. Y si él no duerme, tú tampoco.

3. Las siestas son la base de un buen sueño; si no hace siestas, no dormirá ya que estará muy cansado y fastidiado como para poder dormirse. Además que las siestas son SUPER IMPORTANTES (así con mayúsculas) ya que durante las siestas crecen y el cerebro fija todo lo aprendido durante el día. Las siestas harán que tu bebé sea uno feliz, con una buena predisposición durante el día y larga noche de sueño.

4. El descanso genera más descanso, haciendo la analogía de cuando hace mucho tiempo teníamos nuestros domingos de marmoteo; que la pasábamos en la cama y a pesar de haber dormido por horas, solo queríamos seguir en la cama y dormir más. Así tal cual nuestros bebés; un bebé descansado duerme mejor.

5. Lo que hablábamos más arriba LA SANTA RUTINA. Un bebé con horarios y estructura es un bebé que dormirá bien. Porque mamis hay que quitarnos esa idea de la cabeza de que “nosotras hacemos dormir a nuestros bebés” no. Ellos deben de aprender a autoregularse (dormirse por ellos mismos), y la rutina ayudará a que a nivel cerebral entiendan que “ya llegó el momento de dormir”.

6. Y que esté despierto para dormir. Como hablamos en el primer principio fundamental es importante que tu bebé, aún este medio despierto cuando llega a su cuna. Para que aprenda y se le haga un hábito natural, verse dentro de ese espacio para dormir. Y así, en el caso de que despierte durante una siesta o durante la noche, se vea en el mismo espacio que estuvo antes de dormir y, él mismo pueda autoregularse, y quedarse dormido otra vez. En cambio, por ejemplo; si lo haces dormir meciendo en brazos; él va a necesitar cada vez que se despierte que lo hagas dormir en brazos; porque esa es la rutina y el escenario que le haz enseñado.

Como último consejillo, cuando se va acercando la hora de dormir de nuestros bebés no los expongamos a la televisión; ya que ello los sobre estimulará y evitará que duerman bien.
Recuerden que estos principios son para bebés a partir de los 6 meses en adelante que ya los horarios de sueño se van regularizando. Espero mamis apliquen estos consejos, que a mí en realidad me han ayudado mucho y espero que a ustedes también.

Fuente:
https://blogmilipalma.com/2018/06/27/6-principios-fundamentales-para-mejorar-el-sueno-de-tu-bebe/
https://www.babycenter.com/2_baby-sleep-tips-for-9-to-12-months_10414040.bc